Errores Post-Entrenamiento que Probablemente Estás Cometiendo

Después de un duro entrenamiento, es tentador dejar escapar un suspiro de alivio y seguir con tu día sin pensarlo dos veces. Sin embargo, lo que haces después de entrenar es tan importante como el propio entrenamiento. Por desgracia, muchas personas cometen errores después del entrenamiento que pueden afectar negativamente a sus objetivos de forma física.

Ya sea saltarse el enfriamiento o no repostar correctamente, estos errores pueden dejarte fatigado e incluso impedir tu progreso.

En este artículo, exploraremos algunos de los errores más comunes después del entrenamiento y cómo evitarlos, para que puedas maximizar los beneficios de tu duro trabajo y alcanzar tus objetivos de fitness.

Los 7 errores más comunes después de entrenar

Estos son los errores más comunes que se cometen después de entrenar cuando se está empezando a hacer ejercicio:

1. Estar inactivo justo después

Este es el mayor error porque, durante el ejercicio, tus músculos crean toxinas que luego tendrán que ser eliminadas. Pero si te sientas en el sofá y no haces nada, ¿cómo vas a eliminar esas toxinas? 

Por lo tanto, debe estar siempre en movimiento, ya sea caminando o, por ejemplo, volviendo a casa en bicicleta.

2. No te duches

¿Acabas de correr y tienes hambre? No corras a la cocina, pasa primero por el baño.

Has sudado mucho, así que tienes que lavarte para evitar la proliferación de bacterias. Además, la transpiración enfría el cuerpo, por lo que es importante no someter tus músculos a un cambio de temperatura demasiado drástico. También por este motivo te aconsejamos que no te duches con agua fría. Empiece con agua caliente y baje gradualmente la temperatura. Con suavidad, permitirás que tu sangre circule mejor. Una vez limpio, podrás mantenerte.

3. Ducharse inmediatamente

Muchos se reconocerán, sudamos a mares, nos quedamos sin tiempo y nos metemos en la ducha inmediatamente después de la sesión. Esto es un error porque durante el esfuerzo, la temperatura de tu cuerpo ha aumentado y corres el riesgo de ducharte con agua caliente mientras se enfría. 

Hay que esperar a que disminuya el ritmo cardíaco y se regule la temperatura corporal. Por lo general, se aconseja esperar unos veinte minutos antes de ducharse después de una sesión deportiva.

4. Comer alimentos grasos o azucarados

Después del ejercicio, su cuerpo debe recibir los nutrientes que necesita para mantener o acelerar su metabolismo. 

El cuerpo está cansado, así que no hay necesidad de cansarlo más con grasas malas o un pico de azúcar. Por lo tanto, es necesario proporcionar al cuerpo la ingesta necesaria de proteínas, hidratos de carbono, etc. Por lo tanto, hay que evitar las barritas de chocolate, como se ha indicado anteriormente, y la comida rápida.

5. Comer en excesoing

Comer después de hacer ejercicio es bueno, pero hay que tener cuidado de no comer en exceso. No debemos sentirnos hinchados y reducir a la nada todos los esfuerzos realizados.

No dudes en consumir alimentos ricos en proteínas y bajos en calorías. Come frutas, cereales, productos lácteos, huevos, salmón o incluso pollo. También puedes comer productos dulces, pero prefiere los azúcares naturales que se asimilan fácilmente y que aportan minerales esenciales para una buena salud muscular.

Por último, se le aconsejará que coma en las dos horas siguientes al esfuerzo físico, ya que es entonces cuando el organismo intenta reponer sus reservas.

 Errores después del entrenamiento

6. Estirarse suavemente

La cuestión de los estiramientos después de hacer deporte es objeto de debate. Algunos creen que estos estiramientos son esenciales para evitar lesiones, mientras que otros sostienen que pueden dañar los músculos.

Los expertos en deporte y los médicos explican que es mejor calentar que estirar antes del esfuerzo físico. Después de una actividad física intensa, no hay que estirar inmediatamente.

Incluso parece que estirar inmediatamente después del ejercicio podría empeorar los dolores porque aumentaría el pequeño daño muscular causado por el esfuerzo.

Además, los estiramientos pueden bloquear la circulación sanguínea. Si quieres reducir las agujetas, estira suavemente una hora después del ejercicio. Estos estiramientos no deben hacerte daño.

7. Olvidarse de hidratarse

No piense que la hidratación sólo se realiza durante la sesión deportiva. Al contrario, una actividad, intensa o no, requiere una hidratación acorde con los esfuerzos realizados. 

Así, es aconsejable beber agua tanto durante la sesión como después de ella. Así que no olvidemos beber agua y evitemos las bebidas industriales y azucaradas.

Todo lo que necesitas es beber agua. Por otra parte, no debes beber medio litro de agua de una vez. Sólo pequeños sorbos espaciados a lo largo del día. Con 6 u 8 vasos de agua al día es más que suficiente.

Conclusión

La recuperación post-entrenamiento es tan importante como el propio entrenamiento. Cometer errores durante el proceso de recuperación puede repercutir negativamente en tus objetivos de forma física, aumentar el riesgo de lesiones y obstaculizar tu rendimiento general.

El periodo post-entrenamiento es un momento crucial para reponer el cuerpo con los nutrientes necesarios. nutrientesEl cuerpo necesita los nutrientes, la hidratación y el descanso necesarios para recuperarse y fortalecerse. Si evitas estos errores habituales después de entrenar y adoptas hábitos saludables, podrás mejorar tu condición física y tu salud y bienestar general.

Recuerde escuchar a su cuerpo, ser paciente con el proceso y hacer de la recuperación una prioridad absoluta.

Deja un comentario

Suscribirse al boletín de noticias

Ofertas y ventas flash en tu bandeja de entrada cada semana.